Fundamentación

La economía es una ciencia humana y como tal, debe estar centrada en la participación, la ética y el desarrollo. El mercado, entonces, debe coexistir con la sociedad civil y el Estado. En este marco debemos avanzar en un proceso de revisión y construcción, haciendo un replanteo del rol de las universidades y la función de la extensión universitaria.

Es imprescindible someter a discusión al concepto mismo de calidad y excelencia académica. Esto significa que se incluyan la pertinencia social como variable fundamental en la evaluación de la institución universitaria y de sus acciones. Resulta importante ampliar la visión acerca de la función social de la universidad enraizada pura y exclusivamente en “actividades de extensión”, para que la pertinencia y relevancia sean también criterios centrales de la docencia e investigación universitarias.

El compromiso social de la comunidad universitaria, a su vez, no debe entenderse como mera transferencia o aplicación de conocimientos y tecnologías producidos por ella, sino fundamentalmente como una inquietud permanente, por considerar a las demandas y necesidades comunitarias como el punto de partida de la creación misma de esos saberes y en la formación de los futuros profesionales, científicos, docentes y artistas.

La Universidad, entonces, debe asumir como tarea formar gerentes, economistas y líderes empresariales en este sentido. Que tengan un marco ético totalmente diferente, que estén en otro paradigma de pensamiento, generando un nuevo ethos ético con respecto a la economía y la gerencia. La formación de futuros docentes y potenciales líderes en temas referidos a los valores y al compromiso social es un factor clave en los procesos de cambio sociales.

La apuesta es entender que el desarrollo implica mucho más que el crecimiento económico, porque debe tener como objetivo principal el bienestar de la gente.

 

El Programa Amarya Sen

Constituye un espacio para la problematización y el debate desde una perspectiva ética y del desarrollo humano con el convencimiento que sólo con la participación de todos los actores sociales se pueden desarrollar estrategias para hacer frente a los desafíos que nos impone este nuevo siglo. Entre otros aspectos, se propone reflexionar sobre el rol y las responsabilidades de los profesionales universitarios

La idea del Programa Amartya Sen es proponer desde la Universidad la formación de las nuevas generaciones de economistas, administradores y contadores como agentes profesionales del desarrollo, bajo el marco de las ideas más avanzadas y el nuevo paradigma en desarrollo integral.

 

Propósito

El Programa Amartya Sen (PAS) tiene como objetivo formar una nueva generación de profesionales en nuevas áreas del conocimiento sobre las ciencias gerenciales con perspectiva ética y del desarrollo humano. Se promueve a través del mismo la inserción en la labor docente a sus egresados y el involucramiento de los jóvenes participantes en el desarrollo e implementación de Ideas para el Desarrollo Local.

El propósito es educar a las nuevas generaciones de potenciales líderes en las ideas más avanzadas en materia de desarrollo para la Argentina y complementando el formación académica con una formación ética. Asimismo la iniciativa también busca crear una nueva generación de profesores que transmita estos conceptos entre los estudiantes.

 

Objetivos

  • Efectuar un análisis crítico de las contradicciones y los problemas éticos que enfrenta hoy la realidad de América Latina y el mundo.
  • Reflexionar sobre las posibles soluciones y la importancia del vínculo entre los diferentes sectores de la sociedad.
  • Reflexionar sobre el papel de las universidades públicas y de los ciudadanos.
  • Propiciar la comprensión de estas problemáticas con una mirada y una perspectiva de la ética y el desarrollo humano.
  • Formar a alumnos y graduados en ética y desarrollo humano, generando conciencia y compromiso efectivo en tal sentido.
  • Concientizar y posicionar cuestiones éticas y sobre el desarrollo humano en la agenda de la facultad.
  • Definir e implementar proyectos sociales con impacto local.

Por lo cual, para su puesta en práctica se trabaja en tres ejes: la formación de los alumnos en diferentes áreas del conocimiento, la elaboración de proyectos o ideas para el desarrollo humano y la inserción en docencia, investigación y/o extensión.